X
lesiones musculares copy | Lesiones musculares| ¿Cuáles son los tipos de lesiones musculares más comunes?

Lesiones musculares| ¿Cuáles son los tipos de lesiones musculares más comunes?

El dolor constante al momento de hacer ejercicio o después de él, puede deberse a una lesión, un daño, un desgarro o algún tipo de contractura muscular que ocasiona un grado de malestar que puede incluso, resultar discapacitante.

Las fibras musculares pueden dañarse durante un mal movimiento o ejercicio realizado sin previo calentamiento; y, aunque la lesión muscular no suele ser grave, deben cuidarse y tratarse para evitar complicaciones.

Si tienes una contracción, ésta pueden afectar las fibras de tu músculo y los tendones, incluso a los vasos sanguíneos, causando hematomas, y las terminaciones nerviosas, causando dolor. Lo que derivará en reposo y evitar esfuerzo.

En éste artículo vamos a profundizar más sobre la importancia de atenderse lesiones musculares y además que conozcas las lesiones musculares, tipos de lesiones musculares y más.

Toda la información sobre qué causa las lesiones musculares

Como ya hemos mencionado antes, hay varios factores que pueden originar una lesión en el músculo. ya sea de manera directa como de forma indirecta. Y como su nombre lo dice, cuando fuerzas externas lesionan tu cuerpo hablamos de una lesión hecha de manera directa. Aquí incluimos posturas que no son correctas, cargas pesadas, hacer malos movimientos de manera repetitiva e incluso una condición climática que afecte una zona determinada.

Cuando se produce una contusión o lesión indirecta, hablamos de una situación derivada de una mala práctica como fatiga muscular, mala alimentación o un calentamiento inexistente antes de realizar un deporte.

¿Qué lesiones musculares sobrevienen por estos factores externo o internos?

Lesiones musculares directas: Son lesiones producidas por un daño ejercido directamente sobre el propio músculo.

Inflamación muscular de aparición tardía: Es un dolor que no aparece durante la práctica deportiva, sino entre 24-72 horas después de un ejercicio intenso o inusual.

Calambre muscular: Es una contracción involuntaria, intensa y dolorosa de varios grupos de fibras musculares debido a un esfuerzo exagerado de estas fibras. Suele durar poco tiempo (segundos o algunos minutos), aparece al principio y al final de la práctica deportiva.

Contractura: Es una molestia muscular sin traumatismo directo que se acompaña de dolor a la palpación del músculo lesionado y dificultad para el movimiento. Aparece de repente y puede durar varios días. Es más o menos grave según el número de fibras afectadas.

Estiramiento: Es un estiramiento exagerado del músculo sin que se rompa; se conoce como tracción muscular. Se presenta con dolor e inflamación. Ocurre en músculos llevados al límite de su elasticidad.

Magulladuras: Ocurre cuando el músculo es golpeado o golpeado contra una estructura rígida. Son comunes de presentarse en los deportes de contacto como el fútbol. Produce dolor e inflamación difusos.

Rotura fibrilar o rotura muscular (rotura parcial): Es la rotura de una serie de tejidos musculares sin afectar a todo el grosor del músculo. Quien lo padece menciona que al producirse claramente escuchó una especie de crujido del músculo. Hay una sensación de latigazo con dolor intenso y aparición de hematomas de diferentes tamaños.

Desgarro muscular: la inflamación se produce de inmediato y la piel se pone roja y caliente. El dolor es intenso y es posible notar un hundimiento del área afectada. Es más común en las extremidades inferiores y por desgracia es un procedimiento que solo se resuelve con cirugía.

Lesiones musculares indirectas: Son lesiones de otros tejidos que afectan al músculo. La capacidad de curación de este tipo de lesiones es menor que la de las lesiones directas.

Clasificación de las lesiones musculares

Las lesiones musculares comúnmente se clasifican en 3 grados según la gravedad del accidente:

  • Grado I: son lesiones leves de recuperación no mayor a 15 días, las fibras musculares que se lastiman son muy pocas.
  • Grado II: las lesiones de éste grado son moderadas y su recuperación de 4 a 8 semanas, podemos ver que hay aparición de hematomas y dolor más intenso.
  • Grado III: son lesiones severas dónde hay rupturas de fibras musculares muy evidentes; son tardadas de recuperar (por arriba de las 12 semanas).

¿Cuáles son los factores de riesgo para desarrollar una lesión muscular?

Existen factores de riesgo que incrementan el hecho de padecerlas. Te vamos a enlistar a continuación algunos de ellos.

  • No calentar, realizar estiramientos o preparar el cuerpo antes de entrenar.
  • Estar lesionado previamente y no atender torceduras, accidentes, edema o cualquier otro tipo de lesión.
  • Realizar ejercicios con sobrecarga.
  • Tener tensiones en la musculatura.
  • Personas con obesidad o sobrepeso.
  • Enfermedades no controladas.
  • Deshidratación.

Síntomas de que te has producido una lesión en músculos

Según los especialistas, es sencillo identificar cuando te has producido una lesión, atenderla y establecer un pronóstico para mejorar la movilidad y funcionalidad de tu músculo afectado de manera rápida y efectiva.

¿Qué síntomas deberías ver en la exploración para saber que te has lesionado?

Verás que hay hinchazón en la zona afectada, además de un enrojecimiento y la presencia de moretones. Al momento de permanecer en reposo continuarás con dolor, incluso si te ponen hielo o calor, el dolor permanecerá aun cuando tu extremidad esté inmovilizada.

En caso de poder moverte, vas a sentir debilidad ya sea en el músculo o los tendones; incluso se te va a dificultar el movimiento también de tus ligamentos.

Otros síntomas evidentes de lesión

  1. Notarás que tus músculos se estiran.
  2. Habrá dolor e incapacidad para seguir con el ejercicio que estabas realizando.
  3. Presencia de contracción muscular
  4. El dolor y el grado de limitación son mínimos.
  5. La persona que está con lesión, al palparse puede sentir como una “bola”
  6. Pueden hacerse crónico en algunas zonas, como el cuello.
  7. Dolor repentino pero además será muy agudo e intenso se va a localizar en un punto en concreto y no podrás moverte más. A veces se verá un hematoma muy grande.

¿Cuáles son las complicaciones de las lesiones musculares?

Si no son tratadas correctamente, las complicaciones de las lesiones musculares pueden ser de varios tipos, como recaídas y formación de cicatrices dolorosas; pero en algunos casos se han notado presencia de calcificación de un hematoma e incluso hernias que podrían derivar en una cirugía para extraerla.

Las lesiones musculares no deben tomarse a la ligera aunque en su tamaño pudiera parecer leve. Es necesario que sean revisadas por un médico o fisioterapeuta.

¿Cómo se diagnostican las lesiones musculares?

El tipo de lesión se puede identificar con mayor frecuencia clínicamente y en el examen físico. Las pruebas de imagen (ecografía y resonancia magnética) son de gran ayuda, sobre todo para confirmar diagnósticos y hacer pronósticos. La resonancia magnética es la prueba más fiable de diagnóstico, aunque su coste es muy elevado.

En las roturas musculares es importante determinar si el músculo está total o parcialmente desgarrado, ya que el tiempo de recuperación y la posibilidad de cirugía son diferentes en ambos casos.

¿Cómo prevenir algunos tipos de lesiones musculares?

Algunas recomendaciones para prevenir algunos tipos de lesiones musculares son realizar ejercicios controlados y autorizados por entrenadores dependiendo de tu capacidad física. Una vez que tienes una evaluación podrás realizar ejercicios de fortalecimiento muscular, pero nunca antes.

Es indispensable calentar y estirar tus músculos antes y después del esfuerzo físico; además de tomar descansos de vez en cuando. Si eres un atleta de alto rendimiento puedes hacer uso constante de masajes que ayuden al músculo y recuerda siempre tener una buena nutrición e hidratación.

Carrito de compra
Scroll to Top